Futbol InternacionalHistoriaSecciones

‘Tía Käthe’ al ataque

Rudi Völler, mejor conocido por la espantosa pronunciación de los comentaristas ‘televisos’ como “Rudi Feler”, fue uno de los icónicos jugadores de la selección alemana, ahora director deportivo del Bayern Leverkusen. Apodado como la ‘Tía Käthe’ (Tante Käthe) por sus amigos, quienes lo bautizaron así por su eterno pelo despeinado. Sin duda uno de los delanteros más potentes y con mucha facilidad para el gol, uno de los mejores de su generación y del fútbol alemán.

Nacido un 13 de abril de 1960 en Hanau, Alemania, debutó en el TVS 1860 Munich en 1980, haciendo 46 goles en 70 partidos. En 1982 fue transferido al Werder Bremen, club en donde permaneció hasta 1987. En el WB jugó 137 partidos y marcó 97 goles. Después, llegaría a  Italia con en el AS Roma, club en donde jugó 142 partidos y anotó 45 goles, ganando la Copa de Italia. En 1992 pasó al Olympique de Marsella, donde consiguió la Copa de Campeones en el 93, logrando perforar las redes en 28 ocasiones, disputando un total de 73 partidos.

Al siguiente año pasó al Bayer 04 Leverkusen, el ultimó club en su carrera como jugador, logrando 26 goles en 62 partidos. Con la selección, debutó en 1982, en ese entonces Alemania Occidental; jugó 90 partidos y anotó 47 goles en la selección occidental, pero no por ello fue menos importante, compartió con Jürgen Klinsmann el tercer lugar de los mejores anotadores alemanes, superado por Müller (68) y Klose (71). Jugó 3 copas mundiales (86, 90, 94) y tres Eurocopas (84, 88, 92).

En México 86, fue subcampeón al perder contra Argentina 3-2. Después logró coronarse campeón del mundo en Italia 90 donde tuvieron la revancha contra Argentina en la final (1-0), cuyo penal lo provocó ‘Rudi’ aunque fue cobrado por Brehme, y en EUA 94 llegó a cuartos de final, eliminados por la histórica Bulgaria de Hristo Stoichkov.

En 1996 decidió decir adiós a las canchas, para pasar a su etapa como entrenador. En su carrera como técnico, tuvo un pasó corto en 2 de los clubes en los que jugo, primero en el Leverkusen, después en la Roma y nuevamente en el Bayer Leverkusen, en todos sin mayor pena ni gloria.

También fue entrenador de la selección alemana, entre 20001​ y 2004, disputando la Copa Mundial de Fútbol de 2002, donde en plena renovación de generación de jugadores, logró alcanzar el subcampeonato, perdiendo la gran final ante Brasil, con 2 goles de Ronaldo. Posteriormente, disputó con el cuadro teutón la Eurocopa de Portugal 2004, quedando eliminados en fase de grupos. Posterior a este descalabro, decidió dimitir de su puesto.

El actual director deportivo del Bayer 04 Leverkusen, vivió muchas anécdotas en las canchas, como cuando durante el Mundial de Italia 90, el histórico central de la ‘Naranja Mecánica’, Frank Rijkaard, le cometió dos fuertes entradas antes de escupirle en la cara; tras esto Völler reclamó al árbitro y se llevó la primera amonestación. El encuentro siguió y el jugador holandés volvió a provocar y de nuevo escupió en la cara al delantero alemán; el árbitro para no perder el control del partido decidió expulsar a ambos.

Tras la expulsión de los dos internacionales y ya en los túneles rumbo a los vestidores, se habla de que tres miembros de staff tuvieron que intervenir después de que el alemán golpeara y azotara contra las paredes a Rijkaard por la tarjeta roja sufrida ante las provocaciones del defensa central. Aquel incidente causó polémica, Rudi Völler no jugo el siguiente partido ante Checoslovaquia y la FIFA intentó ocultar lo que pasó en el túnel después de que los futbolistas fueron expulsados.

Embed from Getty Images

Völler, también se quedó cerca de lograr una hazaña histórica como la del gran Franz Beckenbauer, que ganó la Copa del Mundo como técnico y como jugador, pero la poderosa selección brasileña del 2002 lo evitó.

Escritor, traductor e historiador. ¡El Peluca sabeee!

  • Koji Kabuto

    Clásico delantero alemán.. muy eficaz y garantía de gol. Muy buena reseña!!!

    • Super Empujo

      Ese mostacho es otra onda.

  • Super Empujo

    Parte de aquella gran generación alemana. Incluso como técnico, le tocó los inicios de la base de la nueva generación alemana y la salida de otras grandes figuras.

  • Ernesto

    Gran delantero sin duda, y ese incidente con Rijkaard lo manchó pero bueno,es lo menos creo que yo hubiera hecho, tuvo el temple de aguantar en la cancha,

FOLLOW @ INSTAGRAM